Blogia
Tonicruz

Confío (15-M)

Confío en mis padres. Confío en la gente que me quiere. Confío en que el sol salga todos los días para que la existencia tenga sentido. Confío en que el agua sepa a agua y que la tierra no pierda consistencia a cada paso que doy para que no me hunda en ella. 

Confío en el esfuerzo. Confío en mis sueños. Confío en que hay un futuro que tendrá que ser mejor porque, simplemente, tiene más tiempo para gestarse. Confío en que habrá noches como la de hoy y mañanas como la de mañana. 

Confío en lo que he vivido. Confío en el viento que transporta los sonidos y las ondas. Confío en lo que veo. Confío en lo que siento. Confío en lo que palpo. Incluso confío en cosas que no veo, porque confío en las impresiones que me provocan. 

Confío en la inmensidad de lo que desconozco. Confío en los libros que he leído y en los miles que me quedan por leer. Confío en el sabor de la lona cuando me tumban y confío en el sabor de la miel cuando la fortuna me besa. Confío en el respeto al diferente. Confío en el derecho de mi enemigo. 

Confío, confío, confío... Pero que nadie me pida que confíe en lo que me venden quienes gobiernan y quienes no lo hacen ahora. Que nadie me obligue a regalarles mis ilusiones. Que nadie me diga que no tengo derecho a exigirles que planten cara a quienes hacen a mi país más pobre y a los que me rodean más infelices. 

No. En esto no confío. Y por eso hoy reflexiono.

P.D. Toda mi solidaridad con los acampados en Sol y en el resto de España. De izquierdas, de derechas, de centro... 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres